Iglesia / Ermita

El nombre original de este monasterio es Domus Dei, dedicado a San Pedro Regalado. Su origen se remonta al siglo XIV, en una ermita erigida cerca del pueblo. Su nave central está dedicada a la Anunciación de María. En la capilla de la Gloria, están enterrados Don Juan de Zúñiga, su esposa y el bulto yacente de San Pedro Regalado que culmina el sepulcro original. La capilla de San Pedro Regalado tiene forma octogonal ovalada, con arbotantes y una destacada linterna terminada en chapitel. El camarín de planta poligonal con arbotantes, tras el retablo de San Pedro Regalado alberga un túmulo funerario que contiene las cenizas del santo. Realizado en 1910, aprovechando los relieves góticos de la tumba original. El 21 de febrero de 2017 se incoa procedimiento para la declaración de la colección de sargas, sobre la vida de San Pedro Regalado, como Bien de Interés Cultural.

En 2004, los franciscanos cedieron por 30 años el uso del monasterio a las clarisas de Lerma. Posteriormente, esta comunidad adquirió el monasterio y el 8 de diciembre de 2010 fue aprobado por la Santa Sede el nuevo instituto religioso denominado Iesu Communio, confirmando como superiora general a Sor Verónica. El convento ha sido distinguido con la visita de uno de los predicadores del Papa.